4 octubre, 2018

EL ANDROIDE HI-5, fue presentado en el foro internacional, Warkshone The European House Ambrosetti en Italia y a través de su creador el científico japonés Hiroshi Ishiguro, pudimos enterarnos de cuestiones tan interesantes como las siguientes.

Que dentro de unas décadas los robots realizarán prácticamente todos los trabajos por lo que los humanos nos dedicaremos a gestionarlos, razón por la que tendremos más tiempo para estudiar, factor que permitirá eliminar la nada edificante habilidad de copiar “las tesinas”, deleznable costumbre que han venido practicando ciertos políticos. Paralelamente se acabaran los independentismos, ya que al estar informados de las realidades históricas de nuestras autonomías fenecerá el camelo de que siempre hemos sido nació.

Otro de los aspectos que el investigador planteó, es que aparte de construirlos manteniendo el perfil antropoformo están trabajando para dotarlos de intenciones y deseos generados a través de pulsiones producidas por ellos mismos, por lo que una vez sedimentado el ego podrán  perfectamente llegar a dirigirnos, controlarnos y dominarnos. Ante el alcance de esta posibilidad, el científico señaló que todo dependerá si los diseñamos para esta clase de función, por lo que teniendo en cuenta la calidad de  los dirigentes que democráticamente venimos seleccionando, existen altas posibilidades de que en fechas mas bien cercanas nos movamos a las órdenes de un autómata.

¿Y si el señor Quim Torra, presidente de la Generalitat catalana, fuera en realidad un robot creado por el SVR, servicio de inteligencia  ruso para desestabilizar España, ya que entre los planes de expansión que contempla Vladimir Putin, se encuentra el de instalar una base soviética de navíos en Palamós y de cohetes transcontinentales en Ripoll, al objeto de contrarrestar la presencia norteamericana en el Mediterráneo? A la vista del vocabulario y comportamiento repetitivo del president (no para de decir: “Cataluña independiente” y de ir y venir de Bélgica), podría ser perfectamente.

¿Y si al tomar los autómatas la dirección de nuestro hábitat planetario desaparece la acumulación de bombas nucleares producto de la mutua desconfianza de las naciones, así como la polución de los océanos al establecerse la adecuada educación social?. Incluso al no existir intereses prohibirán el uso de pesticidas por lo que conseguiremos  el necesario equilibrio para la naturaleza, lo que conllevará que se eleve el nivel de salubridad  público.

Por favor señores robots que se encuentran en la fase de experimentación cojan el poder ya, pues por aquí entre la disyuntiva de inclinarnos por la república o la monarquía, cambiar bombas de acusada eficacia mortífera por puestos de trabajo en nuestros astilleros y las diferencias que se producen en el ámbito salarial ya que mientras unos ganan 600 € al mes, otros perciben 60.000 €, sinceramente no nos  aclaramos.

Javier Macías
Autor
Javier Macías

Empresario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar